Nuevo Mapa Vial Para CaÑar Y Azuay

Publicado el 05/Mayo/1993 | 00:00

Cuenca. 05.05.93. Los ministerios de Obras Públicas, MOP, y de
información y turismo, MIT, emprenderán una de las más
importantes tareas luego del desastre de la Josefina, que será
configurar un nuevo mapa vial y turístico, de Azuay y Cañar,
provincias seriamente afectadas en estos dos rubros.

El subsecretario del MIT, Roberto Ramia, dijo ayer durante la
cadena radial organizada por la Asociación Ecuatoriana de
Radiodifusión AER, que es imprescindible reorganizar el mapa
turístico de Azuay y Cañar, partiendo de un nuevo trazado vial
que, necesariamente, tiene que estructurarse.

El represamiento de las aguas de los ríos Cuenca y Burgay que
provocó la formación de una inmensa laguna y el posterior
desfogue de la gran represa, provocaron daños irreversibles a la
vialidad de las provincias de Azuay y Cañar.

En efecto, la panamericana norte que unía a las dos capitales
provinciales : Azogues y Cuenca, hoy ha desaparecido en el
sector del Descanso, y su rehabilitación será imposible de
hacerla ya que los daños son enormes y además no existe sitio que
permita abrir un nuevo carretero.

Asi mismo las carreteras que conducen a Gualaceo, Paute y otros
cantones de la zona oriental del Azuay, así como de la provincia
de Morona Santiago, están totalmente incomunicados pues no existe
una vía de primer orden. Para llegar a ellos hay que utilizar
abandonadas trochas que inclusive no logran todavía unir a dos
puntos fijos de la geografía regional.

De otro lado, el representante del MOP en el Azuay, Arcesio
Merchán, aseguró que la vialidad será prioritaria en esta época
de emergencia. Dijo que además de la autopista Cuenca Azogues de
la nueva carretera Ricaurte La Raya , Deleg, Azogues y de las
vías que conducen a Gualaceo y a Paute se estudia la posibilidad
de construir accesos entre Paute y Gualaceo en el sector de
Uzhupud y recuperar el puente de Chicty.

UNIFICAR PROPUESTAS

En otro orden de la información, ajeno a la cadena radial, el
diputado provincial del Azuay, Rubén Vélez, consideró
imprescindible la unificación de propuestas presentadas para la
reconstrucción del austro, de modo que se obtenga una sola ley a
largo plazo y no pequeños artículos inmediatistas.

Al respecto, recordó que el Congreso trató el proyecto que, con
el carácter de urgente, envió el Ejecutivo para crear un fondo
especial, estableciéndose el monto asignado en 70.000 millones de
sucres.

Vélez aclaró que los legisladores, como tales, no tienen la misma
capacidad de gestión que los alcaldes, prefectos o gobernadores,
aunque, conscientes de la situación, no han dudado en coordinar
acciones tendientes a paliar los grandes daños que sufre esta
región.

Tras destacar que estuvo en el lugar del desfogue de las aguas,
lo que le permite una idea del desastre ocurrido, aseguró que el
gobierno debe trabajar lo más pronto posible en la cuantificación
de los daños, priorizando los sectores que deben ser atendidos en
primer término.

Rubén Vélez reiteró que debe pensarse en un proyecto de largo
alcance, que de cinco a diez años otorgue los recursos
suficientes para los trabajos de reparación.

Ciudad N/D



Actualizado por

1

- en EXPLORED - Noticias de Ecuador.