EXPLORED.COM.EC


guía médica familiar

ENFERMEDADES MAS CORRIENTES
FIEBRE
SUMARIO DE LA GUIA MEDICA

Se conoce como fiebre el aumento de la temperatura corporal por encima de 37�C, que manifiesta la reacción del organismo ante el desarrollo de algún proceso patológico, como una infección vírica o bacteriana, una enfermedad no infecciosa o una inflamación. Suele producirse de forma más exagerada y alarmante en los niños que en los adultos. 

fiebre1.gifLa medición de la temperatura corporal es una práctica rutinaria que nació en 1851, cuando Wunderlich utilizó un termómetro clínico por primera vez en la historia. Hasta entonces, y durante siglos, aunque se sabía que la fiebre era un síntoma de enfermedad, la temperatura se tomaba, de forma exclusiva, por tacto. 

Es rarísimo encontrar a alguien que no la haya padecido jamás, ya que, en mayor o menor grado y frecuencia, casi todas las personas han tenido fiebre alguna vez. A veces, la causa de la fiebre es evidente, como en el caso de los resfriados, las anginas o las bronquitis; sin embargo, en otros, puede ser el primer síntoma de una afección no declarada todavía. Cuando se tiene fiebre, lo más aconsejable es descansar, beber abundante líquido y tomar algún antipirético, para mantener la temperatura corporal dentro de unos límites controlables. Si no se sabe a qué puede obedecer, o si no cede con esas medidas debe consultarse al médico. 

TEMPERATURAS NORMALES 

La temperatura normal del cuerpo está establecida en torno a los 37�C, pero puede registrar unas décimas más o menos, sin apartarse de la normalidad. Es decir, sin que implique un estado febril. 

El sistema termorregulador, al igual que otros sistemas corporales automáticos, está controlado por un centro localizador en el hipotálamo, que es una parte del cerebro. Cuando la temperatura corporal se eleva, el sistema se activa, envía más riego sanguíneo hacia la piel y se produce sudoración, para perder parte de ese exceso de temperatura; en el caso contrario, es decir, cuando disminuye, insta al cuerpo a producir calor activando los músculos que queman glucosa. puntos.gif (265 bytes)

primera parte: vida sana- prevenir para vivir mejor
alimentación equilibrada
grupos de alimentos
dietas especiales
gimnasia básica
deportes
belleza y salud
los enemigos de la salud

ba1.gif (2632 bytes)
enfermedades de la a a la z

bb1.gif (2585 bytes)
el ciudado del enfermo

sheri.gif (2521 bytes)

ecuasanitas

bayer

 

Las fluctuaciones de un grado de la temperatura corporal son normales durante el día, registrándose el valor más alto hacia media tarde y él más bajo alrededor de las cuatro de la madrugada; estos cambios de temperatura no van nunca acompañados de los síntomas que caracterizan los cuadros febriles, puesto que no son nunca indicativos de un proceso patológico subyacente. 

COMO TRATAR LA FIEBRE 

Cuando una persona presenta un cuadro febril, es aconsejable tomar las siguientes medidas: 

  • Controlar la temperatura con un termómetro o medidor digital. 
  • Comprobar la existencia de otros síntomas, como decaimiento, pérdida del apetito, vómito, dolores, tos y dificultad respiratoria. 
  • Hacer reposo. 
  • Beber líquidos en abundancia 
  • Tomar algún fármaco antipirético. 
  • Si se produce una convulsión, solicitar atención médica inmediata. 
  • Si se ha estado en contacto con una infección, llamar al médico por teléfono, en lugar de acudir a la consulta, para evitar la posible propagación de la infección. 

puntos.gif (265 bytes)

Las fiebres recidivantes son características en algunas enfermedades como la malaria, también denominada paludismo.

puntos.gif (265 bytes)

 

TEMPERATURAS FEBRILES 

fiebre2.gifAunque existen criterios dispares al respecto, en general se considera que una persona tiene fiebre cuando la temperatura corporal supera los 37,5�C, ya sea de forma continuada o con oscilaciones de décimas, o de grados, que pueden llegar a constituir los denominados "picos de fiebre". Por lo general, los cuadros febriles están acompañados de una serie de síntomas, entre los que destacan la taquicardia, el malestar general, los escalofríos, el brillo de los ojos, el hipermetabolismo y la postración. 

Cuando la temperatura de un adulto supera los 41�C, éste puede sufrir convulsiones; en los niños de hasta cinco años, más proclives a los aumentos bruscos de la temperatura, las convulsiones pueden producirse con temperaturas por encima de los 40�C; aunque es muy raro que la temperatura corporal supere los 42�C, el mayor peligro en estos casos está en que provoque algún trastorno cerebral. 

En ambos casos hay cierto grado de riesgo, por lo cual se debe tratar de disminuir la temperatura, ya sea con la administración de fármacos antitérmicos, como la aspirina o el paracetamol, o frotando el cuerpo con una esponja embebida en agua apenas tibia; de ser necesario, también pueden utilizarse bolsas de hielo, o incluso sumergir al paciente en una bañera llena de agua fría. 

Lo esencial es hacer bajar la temperatura con la mayor rapidez posible hasta que se encuentre dentro de los límites controlables. 

Dado que los niños pueden registrar fiebres altas, a causa de infecciones de escasa importancia, el diagnóstico debe basarse más en los síntomas que la acompañan, como la pérdida de apetito, los vómitos y el letargo. 

Además de las infecciones víricas corrientes, como la gripe, la amigdalitis, la faringitis y el resfriado, que no respetan edades, suelen ser origen de fiebre en los niños algunas enfermedades típicas infantiles, como el sarampión, la rubéola y demás enfermedades eruptivas, la tos ferina y la parotiditis (paperas). 

Las infecciones causadas por bacterias también suelen ir acompañadas de fiebre, aunque, a diferencia de las víricas, se pueden tratar con antibióticos. 

En las regiones con climas templados la fiebre es producida, con frecuencia, por infecciones intestinales bacterianas, en el tracto urinario y en las vías respiratorias, así como también por otras que revisten mayor gravedad, como pueden ser la tuberculosis, los abscesos purulentos y la fiebre tifoidea. 

En los climas tropicales se registran estados febriles como consecuencia de ciertas enfermedades, como el paludismo (malaria), causado por un protozoo, un parásito algo mayor que las bacterias. 

Conviene señalar que también hay fiebres que no proceden, de forma necesaria, de cuadros infecciosos, como las que pueden registrase en algunas enfermedades neoplásticas, o las causadas por trastornos inmunológicos, traumatismos, procesos inflamatorios, hemopatías y hemorragias internas, ya sean éstas consecuencia de ciertos males o de simples traumatismos. 

puntos.gif (265 bytes)

Cuando la fiebre es muy alta debe procurar disminuirla cuanto antes, para evitar la posibilidad de que se produzcan convulsiones.

puntos.gif (265 bytes)

fiebre3.gifCAUSAS 

El mecanismo íntimo de la fiebre es la acción de sustancias denominadas pirógenas, que afectan los mecanismos termorreguladores del hipotálamo. Pese a que antes se atribuía esta alteración de los termorreguladores a productos de destrucción hística, es decir, destructores de tejidos de los organismos, hoy se acepta que, en el caso de las enfermedades infecciosas, las sustancias pirógenas que se liberan son de índole bacteriana o leucocitaria, mientras que en las no infecciosas son endógenas o hísticas.

 

 

CLASIFICACION DE LA FIEBRE

Subfebril De 37,5 a 38�C
Ligera De 38 a 38,5�C
Moderada De 38,5 a 39,5�C
Elevada De 39,5�C en adelante
Continua Si no varía durante
24 horas o varios días.
Reminente Si la diferencia entre la máxima y la mínima
diaria es superior a 1�C, pero nunca normal.
Intermitente Si las máximas son hipertérmicas y
las mínimas normales, o hipotérmicas,
como en el paludismo.
Recurrente Si se alternan períodos febriles con
otros apiréticos.
Ondulante Si asciende día a día hasta alcanzar un máximo,
y luego desciende de una forma paulatina.

 
retornar al indice
Siguiente Enfermedad: Flatulencia

 sumario guía médica familiarSumario de la Guía Médica

Home || Alimentación Equilibrada || Grupos de Alimentos || Dietas Especiales || Gimnasia Básica || Deportes || Belleza y Salud  || Los enemigos de la Salud || Enfermedades de la A a la Z ||  Comentarios y sugerencias || Copyright 1997-98 SERVIDATOS S.A. All rights reserved.